RenfeALSArenfe-SNCF
El mejor precio para tu próximo viaje

Compara billetes de tren y autobús para encontrar el más barato.

Compara y combina a la hora de reservar

Trabajamos con 116 compañías de tren y 91 operadores de autobús en 44 países.

Usa tus tarjetas de fidelización

Así como las tarjetas de descuento para viajeros frecuentes.

Paga con seguridad

Aceptamos PayPal, Amex y todas las tarjetas de crédito internacionales.

En la zona norte del país, se encuentra la elegante ciudad de Vitoria, capital de la provincia de Álava y del País Vasco, que recibe la visita de miles de personas que llegan en autobús a Vitoria para disfrutar de todos sus atractivos turísticos. Su situación, enclavada en una extensa llanura rodeada de montañas y parques naturales la hacen un destino ideal para los amantes de la naturaleza, que también pueden descubrir los encantos de su Anillo Verde alrededor de la urbe. Tiene un bien conservado casco histórico, emplazado en una pequeña colina, que conserva su trazado medieval, salpicado de edificios de la época y palacios renacentistas y presidida por la catedral Vieja. Y eso sin olvidar el prestigio de su cocina, que atrae a los paladares más sibaritas para degustar los platos de la élite culinaria vasca.

Reservar billetes de autobús a Vitoria

La estación de autobús de Vitoria se ubica en la plaza de Euskaltzaindia, frente al Gobierno Vasco y a una media hora del centro de la ciudad. La estación está situada en un amplio y moderno edificio de dos plantas que cuenta con 21 dársenas operativas y 4 de espera, que ocupan una superficie de unos 9500 metros cuadrados. Un total de 14 cabinas de información venden también los billetes en varios puntos del edificio. Entre los servicios que ofrece hay una cafetería y un restaurante, consignas, aparcamiento de bicicletas, aparcamiento de coches, tiendas, máquinas expendedoras de alimentos y bebidas, servicio de paquetería y aseos. Una de las rutas directas más populares es el viaje de Madrid a Vitoria, en un trayecto que oscila entre las 3 h 55 min y 4 h 45 min según el horario elegido. El precio del billete va desde 31,56 € hasta los 46,20 €. También es muy frecuente el recorrido de Barcelona a Vitoria, con un tiempo estimado de entre 7 h 05 min y 7 h 45 min* y el precio del billete que ofrece ALSA fluctúa entre 36,27 € y 46,99 €, dependiendo en ambos casos del horario elegido. Se suele hacer directo o con parada en Zaragoza, todos los días y con bastante disponibilidad de horarios. En cuanto al servicio de autobuses locales, Vitoria tiene más de 20 líneas entre diurnas y nocturnas que comunican todos los puntos de la ciudad.

 

Transporte público en Vitoria

Desde la estación de autobuses de Vitoria se puede llegar fácilmente al centro de la ciudad, ya que está muy bien comunicada con diferentes medios de transporte público. Muy cerca, están los autobuses urbanos y el tranvía. En la calle Rafael Alberti, justo al lado, también hay una parada de taxis. Además, la estación de tren Vitoria se encuentra a menos de 3 kilómetros. También se puede ir hasta el centro caminando, en un paseo de una media hora.

Los autobuses urbanos de Vitoria están gestionados por Tuvisa y unen las distintas zonas de la ciudad. Dispone de 10 líneas de autobuses diurnos, 5 nocturnos, 3 líneas especiales (con horarios en función de eventos deportivos) y otras líneas (aeropuerto, parque tecnológico, centro comercial…). El precio del billete diurno es de 1,40 € y el nocturno de 1,85 €. Hay distintos tipos de tarjetas con las que el coste se abarata considerablemente. Además, hay descuentos para familias numerosas, para mayores de 65 años, para menores de 26, etc.

Moverse en el tranvía de Vitoria también es una buena opción ya que dispone de 2 líneas que unen los barrios más alejados con el centro urbano. El precio del billete sencillo es de 1,45 €. Por su parte, el servicio de taxis para desplazarse en Victoria, disponible las 24 horas, está cubierto por dos compañías, Radio Taxi Gasteiz y Radio Taxi Grupo Celedón, con paradas en toda la ciudad y automóviles de varios tamaños y adaptados para minusválidos.

Se fomenta mucho el uso de la bicicleta en Vitoria. Por eso, el ayuntamiento pone a la disposición de los ciudadanos un servicio de aparcamiento seguro en distintos puntos, uno de los cuales está en la estación de autobuses. Recorrer Vitoria en bicicleta es una idea fantástica, ya que la población posee muchos itinerarios cicloturistas. Varias empresas que se dedican a su alquiler, ya sea por horas o por días. También disponen de bicis eléctricas y se hacen visitas guiadas.

 

Visitar Vitoria

Llegar al centro desde la estación de autobuses de Vitoria es un paseo de 30 minutos. Otra opción es el tranvía con dirección a Angulema. El recorrido por Vitoria puede empezar por la zona del Ensanche, donde se encuentra la plaza de los Fueros, obra de Chillida, y el parque de la Florida, que acoge preciosos jardines floridos de estilo decimonónico. Al lado se ubica el Parlamento Vasco. En 4 minutos se llega a la plaza de España, rodeada de edificios de estilo neoclásico. Y a 250 metros, la plaza de la Virgen Blanca, siempre ambientada con sus numerosos restaurantes y bares. Si se sube 3 minutos hacia la plaza del Machete se llega al comienzo del casco medieval, que se asienta en una pequeña colina. En el se ubica la plaza de las Burullerías y el Portalón, una antigua posada de mercaderes. La catedral de Santa María, una obra impresionante de estilo gótico se encuentra en lo más alto de la ciudad.

Sin salir del casco histórico, se encuentra la torre de doña Ochanda, que alberga el museo de Ciencias Naturales. Otros lugares para ver en Vitoria son la iglesia de San Pedro Apóstol, un monumento de estilo gótico, y la casa del Cordón, de la que destaca su bóveda policromada. A 15 minutos merece la pena visitar el museo de Bellas Artes de Álava, que se aloja en un bonito palacio. Además, una actividad que no hay que perderse en Vitoria es un paseo por el Anillo Verde que bordea la ciudad, con 6 parques unidos por preciosos caminos de unos 30 kilómetros. Para probar la famosa gastronomía local, nada mejor que disfrutarla en alguno de sus locales más emblemáticos por el casco medieval y por el centro, donde se pueden degustar los populares pintxos, el revuelto de perretxikos, el cocido vitoriano y el goxua de postre. Y para conocer su fiesta principal, lo mejor es viajar a Vitoria en agosto, cuando se celebran las fiestas de la Virgen Blanca.

Tus viajes empiezan mejor con Trainline

Ayudamos a nuestros clientes a hacer más de 125 000 viajes cada día alrededor de Europa.