RenfeALSArenfe-SNCF
El mejor precio para tu próximo viaje

Compara billetes de tren y autobús para encontrar el más barato.

Compara y combina a la hora de reservar

Trabajamos con 116 compañías de tren y 91 operadores de autobús en 44 países.

Usa tus tarjetas de fidelización

Así como las tarjetas de descuento para viajeros frecuentes.

Paga con seguridad

Aceptamos PayPal, Amex y todas las tarjetas de crédito internacionales.

Los trenes a los Pirineos llevan al viajero a conocer este enclave natural que constituye la separación geográfica entre España, Francia y Andorra. La cordillera montañosa cuenta con varios picos por encima de los 3.000 metros, como el Aneto, e infinidad de posibilidades para realizar actividades al aire libre en plena naturaleza. Son muchos los puntos de interés de los Pirineos, pero el visitante de la zona tiene algunas visitas obligadas, como el Monasterio de San Juan de la Peña o el Parque Nacional de Ordesa y Monte perdido, en Huesca. También hay que destacar el Parque Nacional de Aigüestortes i Estany de Sant Maurici en Lleida, un entorno con un valor biológico extraordinario caracterizado por las aguas cristalinas de sus lagos y ríos. En cualquier viaje en tren por los Pirineos y las localidades de los alrededores se disfruta de las mejores vistas de la zona, que se extiende desde el mar Cantábrico hasta el Mediterráneo a lo largo de 450 kilómetros. Para descubrirlo hay que viajar a alguna de las tres comunidades autónomas que forman parte de ella, Navarra, Aragón y Cataluña.

Viajar a los Pirineos

Puesto que es una zona de grandes dimensiones y que se extiende a lo largo de varias comunidades autónomas y países, las posibilidades para viajar en tren a los Pirineos son variadas. Una de las estaciones de tren más populares de la zona es la de Lleida-Pirineus, que cuenta con trenes de alta velocidad y diversas conexiones con ciudades, tanto nacionales como internacionales. Esta terminal tiene una ventaja, y es que está situada en pleno centro de la ciudad, con lo que es muy fácil moverse por ella o coger un autobús hacia las afueras.

En cuanto a la zona de Aragón, la parada más popular para coger el tren al Pirineo aragonés es la que se encuentra en la estación de Jaca, en el corazón en la localidad. Desde este enclave los turistas también se pueden desplazar a la vecina Canfranc y visitar la antigua estación internacional, que impresiona por su fachada y decoración interior, en la que quedan antiguos trenes de madera. Cualquier época del año es buena para hacer un viaje a los Pirineos pero, sin duda, la más recomendable para disfrutar por completo de todo lo que esta zona ofrece es a finales de primavera.

Durante esta época la meteorología es más estable y las temperaturas moderadas, por lo que el visitante puede desplazarse sin problemas por las distintas zonas. Las actividades que tienen que ver con la nieve son también uno de los mayores atractivos de este paraje natural, de ahí que el invierno también sea temporada alta para ir a los Pirineos. Hay diversas pistas de esquí que están conectadas por tren, como en el caso de Puigcerdà o La Molina, en el Pirineo catalán.

 

Rutas de tren a los Pirineos

 

Rutas de tren populares por los Pirineos

Toda esta zona montañosa está, en menor o mayor medida, conectada a través de varias líneas ferroviarias, así que recorrer los Pirineos en tren es una opción recomendable para los amantes de los viajes. Se puede coger un ferrocarril hacia esta zona desde varios puntos de la geografía española: por ejemplo, una de las mejores opciones para salir desde la capital es el viaje de tren a Huesca en AVE desde Madrid-Atocha. Esta ruta tarda 2h 15min aproximadamente en llegar a la ciudad de destino, muy cercana al Pirineo Aragonés, y con una frecuencia de tres trenes diarios.

Otra opción para viajar al Pirineo aragonés es la que tiene como origen el tren Zaragoza-Huesca. Estas dos ciudades están conectadas por tren a través de dos trenes de alta velocidad diarios y diversos regionales. La duración del trayecto es de 1h aproximadamente entre los algo más de 80 km que separan ambas localidades. El punto de origen para el viaje es la estación Zaragoza-Delicias, mientras que los regionales salen desde la estación Zaragoza-Goya.

Los visitantes que prefieran ir en tren al Pirineo catalán pueden optar por una de las ruta más populares, el ferrocarril que une Barcelona con Lleida, también a través de AVE y de Avant. Este viaje tiene origen en la estación de Barcelona-Sants con destino a la estación de Lleida-Pirineus. El trayecto dura 1h de media y cuenta con todas las comodidades de la alta velocidad. Además, la frecuencia de paso de trenes que cubren esta conexión es muy amplia y dispone de numerosas opciones de horario a lo largo del día.

También desde Barcelona se puede viajar a otras zonas de los Pirineos catalanes como La Molina, gracias a la línea R3 de Rodalies (tren de cercanías) ofrecido por Renfe. Como en el trayecto anterior, la estación de origen es Barcelona-Sants, mientras que el destino final se encuentra en La Molina, a poca distancia de la estación de esquí. El trayecto dura aproximadamente 2h 30min, y tiene una frecuencia de 6 servicios al día muy frecuentados durante los meses de esquí para hacer el trayecto Barcelona-La Molina en ferrocarril.

 

Rutas de tren internacionales a los Pirineos

Como hemos comentado anteriormente, los Pirineos se extienden también por los países de Francia y Andorra, de ahí que en principio pueda parecer que las opciones internacionales para viajar en tren hasta esa zona se hagan desde allí. La realidad es que la orografía no permite la buena cobertura en ferrocarril de este destino, aunque está previsto que en los próximos años se retome la creación de la línea Pau-Canfranc, que uniría estos dos municipios del Pirineo francés y español.

El acceso es mucho más fácil desde Francia a su tramo de sistema montañoso. Así, se puede hacer el recorrido en tren desde París a los Pirineos franceses gracias a la ruta que une a la capital con, nuevamente, la ciudad de Pau. Este trayecto es directo y tiene una duración de 4h 30min de media, siendo la estación de origen la de Paris-Montparnasse. La compañía ferroviaria estatal francesa SNCF se encarga de hacer el viaje entre ambas localidades en sus trenes, que ofrecen la posibilidad de llevar bicicleta a bordo, siempre que se especifique en la reserva.

También hasta Pau llegan ferrocarriles desde la ciudad francesa de Burdeos en un recorrido que dura poco más de 2h de media con la SNCF. Otra ruta interesante del Pirineo Francés es la que ofrece el ‘Trenecito de Artouste’, el ferrocarril turístico más alto de Europa y que ofrece la posibilidad de acceder al Lago de Artouste y disfrutar del Valle d’Ossau, en el país vecino. Para llegar a la estación de tren de Artouste es necesario coger el telecabina de Sagette. El transporte previo al recorrido del valle, donde se puede realizar una excursión a pie de cerca de 3 horas.

 

Tipos de trenes y billetes de tren en los Pirineos

 

Tipos de trenes en los Pirineos

Hay varios tipos de trenes que hacen la ruta a los Pirineos y sus diferentes zonas. Una de las opciones más rápidas es el AVE, que cubre trayectos como Madrid-Lleida en ferrocarril, por ejemplo. En ellos se puede vivir la experiencia de viajar cómodamente, con los asientos con mesa auxiliar, conexión para audio/video y posibilidad de reclinar respaldo y deslizar asiento. Además, los viajeros pueden llevar hasta tres bultos de equipaje y están permitidas las bicicletas plegadas y dentro de una funda. Los animales de compañía también pueden subir al vagón.

Los trenes Alvia a los Pirineos forman igualmente parte de los denominados de alta velocidad, llegando a alcanzar los 250km/h. Con ellos se puede viajar cómodamente hasta el norte de España y aprovechar la zona de bar/cafetería. Además, están adaptados para personas con movilidad reducida. Eso sí, hay que tener en cuenta que no disponen de conexión wifi ni permiten llevar equipajes especiales, como bicicletas. La ruta de Pamplona-Lleida se realiza con este tipo de trenes Alvia.

Por su parte, los trenes de cercanías que van hasta los Pirineos, como los Rodalies en Cataluña, permiten igualmente viajar con una bicicleta pero sin necesidad de estar plegada o de llevar funda. Las mascotas deberán ser transportadas en jaulas o viajar provistas de bozal y correa. La ventaja es que estos trayectos pueden ser más espontáneos, ya que el billete se puede comprar directamente en las máquinas de la estación aunque, eso sí, no hay posibilidad de cancelación.

 

Billetes de tren a los Pirineos

Todos los billetes de tren a los Pirineos para los trayectos desde España están operados por la empresa Renfe, que pone a disposición de los viajeros varios tipos de tickets y precios. A veces sacan promociones y ofertas especialmente en los AVE, el tren de alta velocidad cuyo coste habitual suele ser más elevado. Entre las posibilidades de descuentos para los billetes, Renfe aplica rebaja para familias numerosas en cualquier tarifa, en los grupos y si se cuenta con la Tarjeta Dorada (para mayores de 60 años, entre otros). Además, los niños menores de 4 años viajan gratis y hasta los 14 años tienen un 40 % de descuento. Si no se cumplen estos requisitos, los viajeros también pueden utilizar la tarifa MESA, adquiriendo los billetes de los asientos de mesa entre cuatro personas, un consejo para conseguir ofertas en los billetes de tren a los Pirineos.

Los viajeros con más experiencia utilizan comparadores de búsqueda de trenes como Trainline para equiparar precios de billetes para ir a los Pirineos y adquirir el más barato, en el caso de que tengan flexibilidad horaria y de día, porque en una misma ventana se pueden ver todas las opciones. Además, aparecen las diferentes combinaciones de medios de transporte con tren y autobús, y la opción de comprar el ticket directamente y de manera sencilla. Las ofertas también se ven reflejadas en estas plataformas. Por ejemplo, los billetes de ida y vuelta siguen saliendo un 20% más baratos que si se compran por separado, y los abonos de transporte (por ejemplo, el del Rodalies), es una opción más económica que la de los billetes sencillos.

Tus viajes empiezan mejor con Trainline

Ayudamos a nuestros clientes a hacer más de 125 000 viajes cada día alrededor de Europa.